¿Qué significa un Seguro de Vida?

Muchas veces las personas desconocen lo que es un Seguro de Vida, cuáles son sus beneficios y el ¿Porqué obtenerlo en vida?

seguros vida eittecorporation asesores

Seguro de Vida

Los seguros de vida tienen el objetivo de garantizar la protección del asegurado, para que en caso de fallecimiento o invalidez, sus beneficiarios o herederos accedan a una indemnización.

A esta indemnización se denomina capital asegurado y puede ser pagada una vez o a modo de renta financiera. Por lo general, los beneficiarios son los familiares del asegurado, aunque también suelen ser sus socios o acreedores.

La funcionalidad clásica de un Seguro de Vida, es un ahorro para las épocas en que más se necesita. Aunque se tiene una visión más compleja como: Cuando se piensa en seguros de vida, se piensa en liquidez, pero con grandes ventajas:

  1. Es inembargable
  2. No genera cargas fiscales.

Los motivos que llevan a las personas a optar por contratar un seguro de vida son circunstancias tales como: que de ellas depende económicamente su familia o desean tener una fondo de jubilación para el futuro.

Los seguros de vida se clasifican de acuerdo a su duración (temporarios o de vida entera), su tipo de prima (es prima nivelada, donde el pago es constante y a prima de riesgo, donde va aumentando de acuerdo a la edad del asegurado) o también por la cantidad de asegurados que cubre la póliza (seguros individuales o colectivos).

De la misma forma, también es importante que el individuo que quiere contratar un seguro de vida tenga muy presente otros factores de gran importancia como sería, por ejemplo, la fiabilidad de la empresa aseguradora. Para informarse sobre la condición financiera de la Aseguradora,  usted puede seguir el enlace de la Superintendencia de Seguros y Reaseguros, que tiene la responsabilidad de regular la actividad de seguros, reaseguros y aseguradoras cautivas en Panamá cuyo marco legal lo establecen las leyes de nuestro país: Ley de Seguros (No. 59 de 29 de julio de 1996), Ley de Reaseguros (No. 63 de 19 de septiembre de 1996) y la Ley de Aseguradoras Cautivas (No. 60 de 29 de julio de 1996).